“Los derechos del trabajador son derechos humanos”

Durante la multitudinaria misa celebrada frente a la Basílica de Luján, según preciso la policía con la presencia casi un millón de personas, convocada por el Frente Sindical por el Modelo Nacional que lidera Hugo Moyano bajo el lema: por Paz, Pan y Trabajo.

El acto ecuménico de Luján incluyó la lectura de un documento cuya parte principal fue un llamamiento a “un acuerdo social de todos los sectores en defensa del trabajo”, para el cual pidieron que “oficialismo y oposición cambien este modelo económico que pone en peligro la paz social”. Ante al multitud congregada se recordó que “los derechos del trabajador son derechos humanos”.

El texto fue leído por varios oradores después de nombrarse a los grupos convocantes del catolicismo, el evangelismo, el judaísmo y el islam, y que incluyó, entre otros adherentes, al Llamamiento Judío y el Movimiento Ecuménico por los Derechos Humanos.

“Acudimos a este lugar santo para pedir ayuda porque estamos en un tiempo difícil de nuestra patria”, arrancó la lectura del documento, que recordó que “somos una nación marcada por divisiones, desencuentros y enfrentamientos estériles”. Advirtieron que “crece la violencia cada día” y que “sufren los más débiles”.

También marcaron que “crece el número de pobres”, que “falta la tierra y el techo” y “se deterioran la salud y la educación públicas”. El momento de mayor aplauso fue cuando se dijo que “sufrimos un Poder Judicial que cree que hacer justicia es desechar la presunción de inocencia”.

En ese sentido, se pidió trabajar “por la justicia” para tener “una paz auténtica y duradera”. Puntualizaron que “queremos la paz para construir una patria en la que todos alcancemos la plenitud de la vida y se respeten los derechos de todos”.

El arzobispo de Mercedes-Luján, Agustín Radrizzani, dijo que “el futuro de la Nación no está únicamente en manos de los dirigentes: está fundamentalmente en manos de nuestro pueblo”.

“Quiero felicitarlos que construyan una alternativa humana a la globalización excluyente. Que Dios les dé coraje, perseverancia y pasión para seguir sembrando”.

El prelado remarcó también que nuestro pueblo debe ser artífice de su propio destino y no quiere tutelajes, ni injerencias donde el más fuerte subordina al más débil”.

Encabezados por Hugo y Pablo Moyano, gremialistas opositores al Gobierno, dirigentes políticos y de organizaciones sociales participaron de la misa denominada “por Pan, Paz y Trabajo” desde la primera fila de un escenario montado en el frente de la emblemática Basílica de Luján.

“No nos dejemos robar el entusiasmo. No nos dejemos robar la esperanza. No nos dejemos robar la alegría permanente. No nos dejemos robar la comunidad”.

Pablo Moyano, minutos antes de comenzar la misa, afirmó que la convocatoria era “distinta a la que estamos acostumbrados”, porque abarca a “diferentes sectores”, y deseó que “el Presidente (Mauricio Macri) escuche el mensaje que daremos en conjunto con la Iglesia”.

Advirtió también que “cuando intenten sacar la reforma laboral volveremos a la calle con todos los sectores, como con la previsional, en diciembre pasado; estén o no los Moyano, los trabajadores van a seguir defendiendo sus derechos”.

Al finalizar la misa, hubo una invocación interreligiosa que realizaron un evangélico, un judío y un musulmán, mientras que una mujer leyó la Oración por la Patria, que los obispos redactaron con motivo de la crisis de 2001.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s