Intervenciones polémicas: funcionarios amigos y con sueldos duplicados

Roberto Porcel y Silvio Torres, designaciones polemicas y sueldos duplicados para amigos y socios del ministro Jorge Triaca en las intervenciones del SOMU y UPSRA

La gestión del Ministro de Trabajo Jorge Triaca en la intervención del SOMU, sigue generando polémicas y cada vez se descubren mas irregularidades e ilícitos. El caso de la empleada “en negro” Sandra Heredia, nombrada como interventora de la Seccional San Fernando del gremio marítimo solo fue la punta del iceberg de numerosos delitos en los que incurrió la intervención del ministro y del juez federal Rodolfo Canicoba Corral en la intervención del SOMU.

Por ese motivo, tanto Jorge Triaca y Canicoba Corral, se resisten a entregar el gremio a la conducción electa en diciembre pasado, no sin antes negociar impunidad, ante el temor por la promesa de la nueva conducción a los afiliados, de realizar una exhaustiva auditoria de los manejos realizados tanto del “Caballo” Suárez como de la intervención político-judicial que lleva mas de dos años en el gremio.

Según denuncio el diario Perfil, hay por lo menos dos casos detectados de funcionarios socios de Jorge Triaca que trabajaron en la intervención del SOMU y del gremio de guardias privados (UPSRA).

La intervención comandada por el Ministerio de Trabajo en los sindicatos Marítimo (SOMU) y de Guardias Privados (UPSRA). Permitió designaciones con sueldos duplicados.

Es el caso de Roberto Porcel y Silvio Torres quienes figuran en registros públicos con cargos superpuestos en los dos gremios.

El doble ingreso llegaba con una responsabilidad: la de firmar designaciones que causaron polémica, como la de la empleada familiar de los Triaca, Sandra Heredia, y mas de 200 designaciones de militantes y funcionarios macristas en el SOMU.

Otro caso que seguramente levantará polvareda es el de los hermanos Castro, que pisan fuerte en el gremio de seguridad (UPSRA). Patricio Castro se presenta como interventor y comparte la dirección con Porcel, pero las decisiones formales suelen llevar la firma de este último. A Patricio se le asigna la mayor influencia dentro de la organización y aspiraciones de carrera gremial. Se rumorea incluso que Castro está trabajando para ser elegido como secretario general del gremio intervenido. Los Castro mantienen una vieja historia con los Triaca, su padre era amigo del ex ministro y padre del actual titular de Trabajo, Jorge Alberto Triaca. Otra vez se mezcla la historia familiar con la gestión en los gremios intervenidos.

La realidad del gremio de seguridad se asemeja bastante con los manejos realizados en el SOMU por parte de los mismos socios del ministro, listas propias, con el fin de apropiarse de la caja de los sindicatos intervenidos.

Roberto Porcel ostentaba el cargo de Director en la intervención del SOMU, sin embargo, era una de las personas más influyentes en la intervención, con poder de decisión sobre designaciones y asignaciones presupuestarias. En paralelo, ofició como interventor en UPSRA, donde en eventos sociales se presenta como delegado normalizador junto a Castro. Los dos se ocuparon de elegir los nombres para unos cuarenta cargos. En muchos casos, se designó a ex efectivos de fuerzas de seguridad.

Mientras Castro mantiene un perfil bajo, pero multiplica los contactos con distintas seccionales del interior, Porcel había iniciado su gestión en el SOMU pensando en un futuro político, aseguran quienes acompañaron su ascenso en el mundo gremial, ahora acompañado por los escándalos que envuelven a las dos intervenciones.

Antes de que se conocieran las polémicas designaciones de familiares y centenares de activistas políticos, Porcel presentaba a la gestión de Trabajo en estos sindicatos como un hito en la lucha contra la corrupción. También Porcel había escrito en otra columna de opinión una crítica para quienes se perpetúan en el cargo y definen designaciones por afinidades familiares: “En la política argentina, desde hace muchísimos años, los apellidos se repiten sin cesar”, protestó.

Cargos y sueldos. Fuentes oficiales confirmaron que Roberto Porcel mantenía los dos cargos. Algo que se repite en el caso de Silvio Torres, quien aún oficia como interventor en el SOMU, y hasta el juez Rodolfo Canicoba Corral y Jorge Triaca insisten, como una de las condiciones para entregar el SOMU a su conducción, imponerlo como “veedor judicial”, para así, evitar las investigaciones de la gestión llevada cabo por la intervención. A su vez, Silvio Torres, también superpone cargo en el gremio de seguridad.

Se indicó también que cobraba aproximadamente “70 mil pesos en SOMU y 38 mil en UPSRA”. Perfil pudo verificar de forma independiente que el ingreso bruto solo en el gremio de seguridad era de 119 mil pesos, por lo que se estima que su desempeño costaría a los sindicatos cerca de 200 mil pesos.

Recientemente, se descubrió que el interventor Silvio Torres preside una empresa que comparte con la familia Triaca, a traves de la empresa Sea Coop., junto al cuñado del ministro Sergio Borsalino, también nombrado con cargo en la intervención del SOMU y Mario Borsalino. También, quien participo en dicha empresa en común es Mariana Triaca, hermana del ministro quien oficiaba de Gerente de administración y finanzas, entre 2007 y 2016. Y en diciembre fue nombrada al frente del Banco Nación.

https://juventudmaritimasomu.com/2018/02/24/los-negocios-en-comun-entre-el-interventor-del-somu-y-la-familia-triaca/

Nota del diario Perfil

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s